Torneo Otoño Invernal 2020-2021 dedicado a José Manuel Fernández García

Por: Cynthia Morillo

LIDOM.COM.- Willi Castro viene a finalizar lo que empezó la campaña pasada en su debut en el torneo invernal dominicano con Leones del Escogido.

Castro, con apenas 20 años, acaparó los titulares la temporada pasada cuando irrumpió en una de las mejores ligas de béisbol invernal  (Lidom) con promedio de .448, un jonrón, un doble y seis remolcadas en ocho encuentros.

“Este año voy a recuperar esos juegos que perdí la campaña pasada. Vengo a terminar lo que empecé. Solo pude jugar ocho partidos a causa de la lesión, este año vengo por más”, expresó Willi Castro a Lidom.

Justamente, el hijo del ex pelotero profesional, Liliano Castro, sigue enseñando sus credenciales en esta liga con un asombroso promedio de .386, dos cuadrangulares y cinco remolcadas en 11 juegos.

“Quiero darle las gracias a Dios por tener la oportunidad de venir otra vez con los Leones del Escogido. Esta liga me ha ayudado mucho, he aprendido mucho de los veteranos y los que son ex grandes ligas, estamos aquí para seguir trabajando con la cabeza en alto”, manifestó Castro, quien en Doble A compartió con el jugador de los Tigres del Licey, Sergio Alcántara.

Castro, quien originalmente te fue firmado por los Indios de Cleveland con un bono de 825,000 dólares fue cambiado a los Tigres, el 31 de julio del presente año por Leonys Martin y Kyle Dowdy.

“No cambio nada, aunque eran muchas caras nuevas. Me sentí mejor, más relajado. También entiendo que me conviene más. En Grandes Ligas, ya está Francisco Lindor y José Ramírez. No creo que iba a tener oportunidad tanto como la tengo con Detroit”, explicó Willi, quien esta campaña en Doble A entre Cleveland y Detroit terminó con promedio de .264, 29 dobles, nueve jonrones y 54 remolcadas en 128 partidos.

A pesar de que sigue enseñando su potencial ofensivo y su habilidad para generar contacto de línea fuerte desde ambos lados del trabajo, Willi quiere seguir trabajando esas cosas pequeñas que necesita.

“Seguir trabajando en las cosas pequeñas, atacando más la zona de strike, hacerle buenos swings a picheos. Quiero reducir la tasa de ponches (114), este año fue muy alta”, indicó Willi, quien junto a Franchy Cordero, la campaña pasada compartieron muy buenos momentos con los Leones.

Pronosticado como uno de los mejores prospectos en la organización de Detroit, Castro sigue preparándose para llegar a su meta más anhelada y a la vez, llevarse a casa un trofeo muy valioso: el anillo de campeón del béisbol invernal dominicano.

“Detroit me dijo que cuentan conmigo para ser un campo corto titular de los Tigres en Grandes Ligas. Estoy preparándome para eso y mi mayor trofeo será coronarme con los Leones”, agregó Castro, de 21 años.