Torneo Otoño Invernal 2020-2021 dedicado a José Manuel Fernández García

SANTO DOMINGO, RD, (EFE).- El estelar jugador de Grandes Ligas Franmil Reyes se unirá este miércoles a los Leones del Escogido, en el campeonato de béisbol invernal dominicano, agregando un bate de poder a la ofensiva del equipo capitalino, que lucha por alcanzar la primera posición del torneo local.

Al hablar de Reyes, quien en el béisbol estadounidense es el cuarto bate de los Indios de Cleveland, es hablar de poder de largometraje, es decir capacidad de mandar la pelota detrás de las gradas, característica que le brinda una amenaza más a una profunda alineación del conjunto rojo.

En la actualidad los Leones cuentan con bateadores como Aderlin Rodríguez, Franchy Cordero, Gabriel Guerrero, Jimmy Paredes y Joey Rickard, y se espera que el veterano toletero Albert Pujols, quien dejó al equipo y viajó a los Estados Unidos, vuelva a unirse al conjunto el próximo 23 del presente mes.

Con la llegada de Reyes, el conjunto escarlata redondea una estructura de poder, que fortalece el medio de su alineación.

A pesar de que Reyes ha anunciado que solo accionará por un mes, la realidad es que los Leones deberán sacar provecho de un jugador que viene de conectar 30 cuadrangulares, con una frecuencia de un palo de vuelta completa cada 13.9 turnos al bate.

Hasta el momento, Rodríguez es el líder en jonrones de los Leones con un total de dos y el equipo es cuarto en el torneo, con seis, escenario que puede cambiar con la presencia de Franmil en el orden al bate.

Esto no solo por su capacidad de pegarle a la pelota con fortaleza, sino también, por la protección que puede brindar a los bateadores que estén delante de él en la alineación, ya que los lanzadores se verán obligados a lanzar más en la zona de strike, para tratar de evitar que llegue a la caja de bateo, con hombres en circulación.

Pujols, una motivación extra

El hecho de poder jugar al lado de una figura como la de Albert Pujols, quien en su carrera en las Grandes Ligas ha disparado 679 vuelacercas, fue otro elemento que motivó, no solo a Reyes para uniformarse con los Leones, sino también a los Indios, para otorgarle el permiso para accionar en el béisbol dominicano.

“Yo pienso que la oportunidad de jugar con Albert Pujols era demasiado para él como para dejarla pasar”, dijo recientemente el dirigente de los Indios, Terry Francona, sobre lo que constituye para Reyes estar con Pujols en los Leones.

“Tendrá la oportunidad de ver cómo se prepara Pujols y ser parte de eso por un tiempo”, especificó Francona, sobre los beneficios que tendrá Reyes de ese tiempo de juego junto al veterano jugador, que ha coleccionado más de 3,000 hits en su carrera en las Grandes Ligas.

Jugar en la defensa

La presencia de Pujols, justamente, cerraría o disminuiría la posibilidad de Reyes de jugar como bateador designado, posición en la que se ha desempeñado principalmente en las Grandes Ligas, llevándolo a jugar en los jardines, para mantenerse en acción con los Leones.

En la temporada de este año, con el conjunto de Cleveland, Reyes accionó en 115 juegos, de los cuales en 103 ocupó la posición de bateador designado y en 11 jugó en defensa, todos en el jardín derecho.

La posibilidad de jugar en defensa, no es una idea que moleste a “La Mole”, como es conocido Reyes, quien anteriormente ha expresado su deseo de jugar en los jardines en las Grandes Ligas

“Obviamente quiero jugar algo de defensa este año. Me encantaría esa oportunidad. Y hacer todo lo que tenga que hacer para conseguir victorias para mi equipo”, explicó Reyes, en marzo pasado antes del inicio de campaña con los Indios.

El poderoso bateador ha señalado que para él resulta más fácil tomar un turno al bate luego de jugar defensa y este sería un factor que beneficiaría a los Leones, quienes también tendrán que lidiar con las limitaciones que pueda presentar Franmil en su labor defensiva.

Sea como bateador designado o jugando en los jardines, la llegada de Reyes suma un bate de peligro, en base del poder de los Leones del Escogido.